Entré con Fidel a Bayamo (+ video)

Por: Manuel Lauredo Román

El capitán del Ejército Rebelde Joel Sánchez Leiva (conocido como Bayamito) guarda en su memoria gratos recuerdos del tiempo vivido en la Sierra Maestra integrando la Columna número UNO comandada por Fidel Castro Ruz, donde tuvo –como expresa- la suerte, la dicha y el honor de combatir bajo sus órdenes en numerosas acciones.

En Bayamo, antes de tomar el camino hacia las montañas se desempeñó como limpiabotas y otros oficios para subsistir hasta que tomó –para él- la mejor decisión, unirse a los Rebeldes, donde su primer contacto fue con el Che cuando se encontraba cuidando los heridos del combate de El Uvero.

Su modestia le impide resaltar hechos en los cuales tuvo participación así como anécdotas personales con el jefe rebelde, Celia y otros destacados dirigentes.

Hoy todo se cuenta fácil, es escuchado por el público o leído, pero hay que resaltar que lo que tenemos resultó difícil lograrlo –enfatiza- ya que el hambre, el frío, las bombas y otras inclemencias hubo que enfrentarlas para que hoy los niños y jóvenes disfruten esto que costó tantas vidas.

Recuerda cómo se venció en El Jigue, Vegas de Jibacoa, Las Mercedes y en muchos otros combates donde fueron derrotadas las fuerzas de la tiranía entregándosele a la Cruz Roja más de 400 efectivos entre oficiales, clases y soldados, algunos heridos y enfermos, precisamente el día 13 de agosto de 1958, cuando Fidel cumplía 32 años de edad.

El 11 de noviembre el jefe decidió abandonar La Plata para iniciar una ofensiva que llevaría hasta la victoria final. Fidel veía lejos –expresa- él sabía que en el segundo y tercer frentes, Camilo y el Che en Las Villas, Delio Gómez Ochoa en la zona Norte de Las Tunas y Holguín, se cerraba el cerco a la tiranía.

Continúa narrando que después de la partida de la Comandancia de La Plata hizo un alto en La Estrella y el día 17 liberó Minas de Bueycito continuando después la marcha hasta Macanacú, Santa Bárbara, donde instaló su puesto de mando para llevar a cabo la Batalla de Guisa, con su liberación el día 20.

En su narración, pincelada de anécdotas, agrega que se liberó Minas de Charco Redondo y continuó el avance hasta La Rinconada, donde estableció la comandancia, se entrevistó con Raúl, Almeida y otras figuras políticas. Aquí –enfatiza- trazó el plan para dejar liberados Baire y Jiguaní.

Fidel concibió –continúa narrando- dejar libre la Carretera Central hasta la entrada a Palma Soriano y lo logró. Fue así que llegó hasta Contramaestre, se instaló en el Central América y cercó la tropa de casquitos acantonada en Maffo.

Fidel apenas descansaba, se movía de un lugar a otro –prosigue su conversación- estaba enterado de todo lo que sucedía, se entrevistaba, evaluaba la situación, impartía órdenes, tomaba decisiones.

Con el general Cantillo se entrevistó y de lo acordado el alto oficial de la tiranía no cumplió, lo que encolerizó a Fidel, lo que pueden ustedes imaginar todo lo que pudo haber dicho.

Así las cosas –continúa- se tomó el Central Oriente, se liberó Palma Soriano, se rindió a Maffo y luego el Moncada.

LA ENTRADA A BAYAMO

Narra Bayamito que unido a la euforia de todos por el triunfo al confirmarse la huída cobarde de Batista, a quien Cantillo le propició su fuga, existía una gran preocupación porque se hablaba de un golpe de estado y de un gobierno provisional por el incumplimiento de lo acordado con Fidel por el general batistiano, Cantillo Porras, el que se fue a la porra.

El jefe de la Revolución, el que siempre tuvo salida a problemas difíciles no ocultaba su preocupación. Recuerda cómo por la euforia un soldado Rebelde descargó al aire su ametralladora. Fidel lo recrimina fuertemente y lo amenaza con fusilarlo y le retira el arma, la que él tomó en sus manos y con ella entró a Bayamo.

Explica que los hechos se desencadenaron de una manera rápida; el jefe partió hacia Palma Soriano y desde allí habló por Radio Rebelde, convocó a la huelga general, se entrevistó con oficiales del Moncada en la Loma del Escandel, se avanzó hacia Santiago de Cuba, se tomó el Moncada y habló en el Ayuntamiento.

De aquí nos dirigimos a Bayamo –continúa narrando- donde aún no se habían rendido las fuerzas acantonadas en el Puesto de Mando.

Fidel ordenó organizar una caravana y partió después del discurso en Santiago. En un club nocturno cerca de Bayamo, el Cautillo Club, Fidel se reunió con los oficiales de la tiranía y se acuerda la rendición y de allí se dirigió a La Granja, como se conocía el lugar donde se encontraban varios miles de soldados y allí le habló a todos.

Se me oriento –continúa narrando- por conocer la ciudad, adelantarme para crear condiciones del arribo al Ayuntamiento y organizar el itinerario. Fidel entró por la calle Mármol hasta la Casa de Socorros que existía al fondo del Ayuntamiento y por la puerta que allí había entró y subió las escaleras, de esto existe una foto.

Ya en el balcón, le habló al pueblo que se había concentrado al conocer de su presencia. Pero no solo él habló, primero lo hicieron Luis Orlando Rodríguez, Juan Nuiry, Delio Gómez Ochoa y finalmente él.

Yo me fui a descansar –concluye- hacía tiempo que no dormía en una cama y me acosté con la ametralladora que cogí cuando lo del incidente del día anterior que ya te dije. Lo demás es una larga historia que contar.

Anuncios

Acerca de cmkx1938
Emisora provincial de Granma, Cuba.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

El joven cubano

Un blog de la vanguardia juvenil cubana

Cuba profunda

Un espacio para las catarsis cotidianas...

CUBA ES NUESTRA

Contra la Subversión Política e Ideológica hacia Cuba

El Universal de Cuba

En la red desde el 1ro de diciembre de 2003

Contra la red

Mi blog, mi historia

Siendo Cubano

Cuba, ¿qué sería de ti, si hubiéramos dejado morir a tu Apóstol?

Multiversal

un blog de Pablo Giordano

Lizzzbell Peñcar

Sitio cultural, artístico y aventura

Acercando la Historia a sus protagonistas

Acercando la Historia a sus protagoniasta

ZONA de STRIKE

AQUÍ SOLO HABLAMOS DE BÉISBOL

Oasis de isa

Una pinareña que cronica la realidad de su tierra

La Joven Cuba

Socialismo y Revolución

La Polémica Digital

Espacio para debatir sobre Cuba

Así es Cuba

Verdad, solidaridad y heroísmo

Pro-sesos

EIS - PUCESA

QuéLeer

Literatura para no literatos

A %d blogueros les gusta esto: